«Con una prosa bien construida y con un fluido dominio de los diálogos, Sandra Bruce nos ofrece una fabulación llena de humor, sexo, amistad, situaciones embarazosas, crispaciones familiares y disputas domésticas, donde se reflexiona sobre los peligros encadenados que generan las mentiras (ese “jugar con fuego” que el título resume) y también sobre la necesidad que experimenta una mujer de buscarse a sí misma y gritar de modo enérgico que necesita apoyo, complicidad, amor y respeto».

Rubén Castillo, Librario Íntimo.

https://rubencastillo.blogspot.com/2020/01/jugar-con-fuego.html

«Bruce da voz a todas esas mujeres que son convertidas por sus maridos en meras subalternas cuya jerarquía en la familia es secundaria tan sólo por trabajar dentro de casa y no fuera. Stella comienza la novela en un punto cercano al colapso por sentirse incapaz de cuidar adecuadamente de su hija y de su casa y por no tener más incentivos en su vida que las comidas mensuales con un excéntrico grupo de mujeres extranjeras como ella. Y es que el origen inglés de Stella es un elemento fundamental en la trama, ya que provoca que sienta a sus padres demasiado lejos para apoyarla y que no termine de comprender la idiosincrasia de la familia de su marido».

Basilio Pujante, Semanario El Noroeste y Lecturas Iletradas.

http://lecturasiletradas.blogspot.com/2020/01/jugar-con-fuego-sandra-bruce.html

«Es fácil empatizar con Stella, abocada a la infelicidad porque ha de cumplir siempre con todo el mundo, menos consigo misma. A lo largo de los capítulos de Jugar con fuego, la acompañamos en sus pequeños atrevimientos, que van sumándose hasta convertirse en una doble vida que tarde o temprano, parece, saltará por los aires».

Esther Magar, Libros y Literatura.

«En Jugar con fuego, lo crudo o brutal de determinadas situaciones está atenuado por un escepticismo que no impide, sin embargo, vislumbrar lo que hay detrás de la intolerancia, del resentimiento o de la manipulación estratégica de la verdad.

Quienes se ven amenazadas de exclusión por ese mundo cerrado y hostil, se ven obligadas a experimentar pequeñas transgresiones que son avances hacia la salida del laberinto».

Antonio Chazarra, Entreletras.

http://www.entreletras.eu/index.php/portadas/41-libros-2019/1590-jugar-con-fuego-de-sandra-bruce.html

Desde el primer momento empatizas con la protagonista y quedas atrapada en la vorágine de su vida. Abundan los diálogos, enredos y un humor que destila toda la historia muy de agradecer. Una novela ágil y amena, imposible de soltar.

Esther Rodríguez


https://literaturamasuno.blogspot.com/2020/04/jugar-con-fuego-sandra-bruce.html